Ciudad de México: Historia, características, geografía, turismo y mucho más

Son tres los aspectos de esta emblemática ciudad que llaman poderosamente la atención, aparte de su majestuosidad y significado cultural. Primeramente, se debe destacar que es la 4ta. ciudad más poblada del mundo, después de Shangay; en segundo término, es Patrimonio Histórico de la Humanidad; y en tercer lugar, los ocho volcanes inactivos que se encuentran en sus alrededores. En este post te podrás documentar sobre éstas y otros elementos de Ciudad de México.

Ciudad de México

Historia 

Después del éxito del ejército liberal en la Guerra de Reforma, el día 22 de diciembre del año 1860, Benito Juárez retorna a la capital de la República para enero de 1861; durante este año se modificó el sistema de gobierno del Distrito Federal.

Para el día el día 6 de mayo del mismo año se proclamó un decreto donde quedaba sentado que el Gobernador del DF, presentado por el presidente, ejercería las funciones de autoridad local en la Municipalidad y designaría a su vez a los prefectos de los partidos (división territorial) de Xochimilco, Guadalupe Hidalgo, Tlalpan y Tacubaya.

Más tarde Juárez promulgó: “Corresponde a la Secretaría de Estado y del Despacho de Relaciones Exteriores […] el gobierno del Distrito Federal en lo político y administrativo”. Así, la casi desaparecida independencia de acción del DF se menguaba todavía más al transformarse en una instancia de la Secretaría de Gobernación.

Con Maximiliano desaparece el DF

Las condiciones de la nación eran muy difíciles y don Benito Juárez estuvo obligado a parar las cuotas al servicio de la deuda externa, lo que generó la invasión francesa y la venida, en el año de 1864, de dos emperadores, Maximiliano y Carlota. Luego, Juárez comenzó nuevamente una travesía itinerante, en esta oportunidad para proteger la soberanía nacional. Se propagó la guerra de resistencia en toda la nación. (Ver también: Oaxaca de Juárez)

Ciudad de México

Mientras se desarrollaban los encuentros bélicos, Maximiliano, basado en lo mejor del intelecto mexicano, divulgó en el año de 1865 el Estatuto Provisional del Imperio Mexicano, que de nuevo fraccionaba el territorio nacional, para esta oportunidad en 50 departamentos; y éstos a su vez en distritos, y cada uno de los distritos en municipios; asimismo, con la formación del Departamento del Valle de México, se eliminó una vez más el Distrito Federal.

Luego de la caída del Segundo Imperio, el presidente Benito Juárez ingresó triunfador a la capital del país el día 15 de julio del año de 1867. Más tarde con la reposición de la República, el Distrito Federal recuperó su superficie, límites y representantes.

Nuevas definiciones en el Porfiriato

Después de la muerte de don Benito Juárez (1872) y la presidencia de Sebastián Lerdo de Tejada (1872-1876), Porfirio Díaz alcanzó el poder y trajo consigo numerosos cambios para México. Para el año de 1898, en relación a la capital de la República se transformó su extensión territorial.

Un año después, el Distrito Federal se fraccionó en cuatro distritos contentivos de veintiún municipio, más el municipio de México, los cuales son: distrito de Guadalupe Hidalgo, conformado por Guadalupe Hidalgo y Azcapotzalco; distrito de Tacubaya, compuesto por Tacuba, Tacubaya, Mixcoac, Santa Fe y Cuajimalpa; distrito de Tlalpan, constituido por Coyoacán, Iztapalapa, Iztacalco, Tlalpan y San Ángel; distrito de Xochimilco, con los municipios de Aztahuacán, Tlaltenco, Xochimilco, Tláhuac, Tulyehualco, Mixquic, Milpa Alta, San Pedro Atocpan y San Pablo Oxtotepec.

Ciudad de México

Con fastuosas obras acogió el nuevo siglo la capital que se esmeraban en hacerla parecida a las metrópolis europeas, deseo del régimen de Porfirio Díaz, quien en marzo del año 1903 reacomodó el territorio en 13 municipios: México, Guadalupe Hidalgo, Azcapotzalco, Tacuba, Tacubaya, Mixcoac, Cuajimalpa, San Ángel, Coyoacán, Tlalpan, Xochimilco, Milpa Alta e Iztapalapa.

Según la legislación, el municipio de México “está conformado por la ciudad del mismo homónima, colonias, haciendas, poblados y ranchos”, lo que casi constituía la superficie delimitada al norte por el río Consulado (hoy Circuito Interior); el río de la Piedad al sur; al oriente con el Estado de México, y al oeste con la carretera de la Verónica y el río Consulado. (Ver también: Puebla de Zaragoza)

Asimismo, se confirmaba que el DF continuaba dependiendo del Ejecutivo y directamente a la Secretaría de Gobernación, pues tendrían a su cargo al gobernador del Distrito, al igual que al presidente del Consejo Superior de Salubridad además del director de Obras Públicas, sin embargo, en cada municipio los ayuntamientos serían elegidos popularmente en votación indirecta de primer grado.

La revolución trajo el municipio libre

En el año de 1910 la revolución revienta y algunos meses más tarde dimitió Porfirio Díaz. A lo largo de los subsiguientes siete años el Palacio Nacional vio desfilar nueve presidentes, y la entrada del antiguo Palacio del Ayuntamiento a 28 gobernadores o prefectos políticos del Distrito Federal, así como 12 presidentes del municipio de la ciudad de México, unos de éstos solamente por días, incluso por horas.

Ciudad de México

A lo largo de los años de enfrentamientos se llevó a cabo una fuerte movilización de la población rural hacia la Ciudad de México, la cual acogió un elevado número de esos migrantes que demandaban morada y resguardo. Por ese tiempo la Nación asiste al surgimiento de su Carta Magna del año 1917 y parte de la estructura legal vigente hasta el día de hoy.

Ese mismo año, el día 13 de abril el presidente Venustiano Carranza promulgó la Ley de Organización del Distrito y Territorios Federales, que confirmaba lo decidido desde el siglo pasado en relación al nombramiento del Gobernador del DF por el presidente, pero concedió extensa autonomía a los ayuntamientos al autorizarlos para tramitar asuntos de sus atribuciones y gerenciar con autonomía su hacienda, como se establecía para todos los municipios, en el artículo 115, según la concepción del municipio libre.

Además, el artículo 46 establecía que el gobierno político y la gerencia de cada municipio del Distrito Federal y territorios de la Federación, serían responsabilidad de un ayuntamiento conformado por miembros escogidos por votación popular directa, de acuerdo a lo contemplado en la ley electoral promulgada en abril del año 1917.

Y luego fue abolido

Once años más tarde, en 1928 unos diputados que respaldaban la reelección presidencial de Álvaro Obregón remitieron a la Cámara de Diputados una proposición de reforma constitucional para eliminar los ayuntamientos del Distrito.

Ciudad de México

Después de ciertos meses de pugnas entre los obregonistas y defensores del municipio libre, el último día del año 1928 se divulgó la nueva Ley Orgánica del Distrito y Territorios Federales, por la cual se conservaba la misma ampliación citada en las iniciativas porfiristas, pero con la modificación de que el gobierno del Distrito Federal era competencia del presidente de la República, pero con la salvedad de que desempeñaría ese poder mediante el Departamento del Distrito Federal.

El territorio quedaría conformado entonces mediante un Departamento Central que abarcaría las ex municipalidades de México, Tacubaya y Mixcoac, Tacuba y 13 delegaciones: Magdalena Contreras, Cuajimalpa, Tlalpan, Iztapalapa, Xochimilco, Milpa Alta, Guadalupe Hidalgo, Azcapotzalco, Iztacalco, General Anaya, Coyoacán, San Ángel y Tláhuac. Con esa ley, el cargo de gobernador se eliminaría, permaneciendo en su sitio un jefe del Departamento Central escogido por el presidente de la República, el cual podía reemplazarlo libremente y que se apoyaría en delegados y subdelegados.

El Departamento Central

Esta reciente normativa persiguió su vigencia hasta finales del año 1941, cuando se promulga la Ley Orgánica del Departamento del Distrito Federal, donde solo figuran como componentes de la entidad la Ciudad de México y 12 delegaciones, las cuales eran: Iztacalco, Coyoacán, Álvaro Obregón, Magdalena Contreras, Cuajimalpa, Tlalpan, Iztapalapa, Gustavo A. Madero, Azcapotzalco, Xochimilco, Milpa Alta y Tláhuac. (Ver también: Culiacán)

En esa ley, las tareas de los delegados se limitaban a cuidar los servicios públicos, vigilar por la observancia de los reglamentos y normativas en sus jurisdicciones y presentar iniciativas al jefe del Departamento sobre la manera en que deben desenvolverse los servicios públicos de su delegación. Además, los ciudadanos para encaminar sus inquietudes y colaboraciones con el gobierno lo hacían por medio de los Consejos Consultivos formados en 1928.

Ciudad de México o DF

El Distrito Federal siguió con su metodología de modernización y desarrollo poblacional, hasta que en fecha 29 de diciembre del año 1970 se promulgó en el Diario Oficial de la Federación una modificación a la Ley Orgánica del Departamento del Distrito Federal que ratificó sus límites territoriales, pero cambió su división.

Este cambio consistió en que el Distrito Federal o Ciudad de México –primera vez que usan como sinónimos en un documento oficial– estaba compuesta por las 17 delegaciones que hoy se mantienen: Cuajimalpa de Morelos, Gustavo A. Madero, Iztacalco, Iztapalapa, Magdalena Contreras, Milpa Alta, Tláhuac, Tlalpan, Xochimilco, Álvaro Obregón, Azcapotzalco, Coyoacán, Benito Juárez, Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo y Venustiano Carranza; las cuatro últimas en lo que había sido hasta ese momento el Departamento Central y, previamente, la municipalidad de México.

Igualmente, le concedió al jefe del DF el apoyo de 3 secretarías generales, un Oficial Mayor, un Consejo Consultivo, juntas de vecinos, delegados, subdelegados y directores generales, y promovía el descongestionamiento administrativo.

Por otra parte, las expresiones obreras y estudiantiles de los años 50 al 70 fueron uno de los elementos que favorecerían las condiciones para que los pobladores de la capital exigieran sitios de manifestación democrática.

Ciudad de México

Primera asamblea representativa

Los ciudadanos de la capital efectivamente construyeron una modificación en la forma de administrar sus destinos, luego de los cataclismos del año 1985: ante la incapacidad del gobierno local y federal para enfrentar la destrucción, el pueblo se planificó para el rescate entre los despojos. Sobre ese esfuerzo cívico se formó la Asamblea de Representantes del Distrito Federal, con tareas por debajo de los congresos estatales y con potestades administrativas.

Fundación

Difieren mucho las teorías sobre la fundación de MéxicoTenochtitlán, pero la mayor parte de los historiadores concuerdan en que la ciudad se fundó en el año de 1325 y además, en que fue el sitio más importante del imperio mexica, descendientes de los pueblos nahuas originarios. Desde allí se levantó un fuerte Estado que subyugó, mediante un método imperial, buena parte de las regiones mesoamericanas.

La ciudad progresó por los impuestos de los pueblos dominados bajo el poder de los mexicas. Según los relatos de los cronistas, la ciudad se encontraba cruzada por tres grandes vías que enlazaban la isla a tierra firme. Se hallaba cercada de canales que eran usados de rutas para las embarcaciones hasta tierra firme.

De igual forma, la ciudad era sitiada por chinampas, que eran barcas recubiertas de tierra empleadas para promover la agricultura, por lo que se plantaban verduras y flores; la ciudad empezó a propagarse sobre los lagos del valle mexicano. MéxicoTenochtitlán se había transformado en una vigorosa ciudad flotante que al ritmo que se propagaba, iba fortaleciendo su poderío sobre otras poblaciones e iba apropiándose de territorios adyacentes. La ciudad disponía de voluminosas edificaciones que destacaban sobre el paisaje. Las viviendas, habitualmente, eran de un solo nivel.

Ciudad de México

Tenochtitlan

Esta zona manifestaba de numerosas formas los adelantos científicos y artísticos de sus residentes. De esta manera, el trazado urbano y la disposición de sus edificios importantes exteriorizaba la concepción de su cosmovisión y sapiencias sobre la dinámica de los astros. Las voluminosas obras hidráulicas y el método agrícola de chinampas que desplegaron, así como la suntuosidad de los templos y edificaciones que construyeron, nos refieren de sus capacidades en los ámbitos de la ingeniería y arquitectura.

Una cuenca muy amplia cercada de cordilleras, donde predominaba un sistema de cinco lagunas que en época de lluvia se transformaban en un espejo de agua, fue el panorama donde se desarrolló de forma acelerada la cultura de los mexicas en los siglos XIV al XVI.

Hoy día es un área abarcada en gran medida por la ciudad de México y su zona conurbada. Casi nada se mantiene de los grandes volúmenes de agua que suministraron toda una forma de vida a los asentamientos humanos que desde hace aproximadamente 30 mil años empezaron a poblar estas zonas, que en la actualidad se conoce como Cuenca de México y que los mexicas denominaban Anáhuac.

Luego de un largo peregrinar de más de 200 años, a partir de su sitio de origen, localizado al norte de Mesoamérica, los mexicas ingresaron a esta región que se encontraba densamente tomada por varios grupos humanos con crecimientos culturales complejos y prósperos, los cuales explotaban la extensa cantidad de recursos naturales que tenían a su alcance: especies para la caza y plantas de cosecha en bosques y lagos; piedras en las serranías como basalto, tezontle y pedernal; obsidiana en los efusiones volcánicas; maderos de los bosques, gramíneas de los lagos y sal que lograban de las costas.

Ciudad de México

Para el año de 1325 en esta era, se asentaron en un islote localizado en la zona oeste del lago de Texcoco por cancelar impuestos a los tepanecas de Azcapotzalco, los cuales eran los amos de esa porción del lago. Según su historia, el sitio de la fundación se los indicó una señal que les proporcionó su dios tribal, Huitzilopochtli, el cual mantenía comunicación con ellos mediante su sacerdote. El grupo nómada instauró su ciudad en el sitio donde advirtieron la referida señal, la cual se basaba en un águila parada sobre un nopal, y la denominó México-Tenochtitlan.

Urbanismo y arquitectura

En el mencionado sitio edificaron un simple templo a su dios Huitzilopochtli, el cual se establecería como el centro de su mundo. Partiendo de ese lugar fraccionaron el terreno en cuatro extensas secciones y edificaron alargadas vías con orientación a los rumbos del universo para establecer comunicación entre la isla y tierra firme; eso generó un diseño de retícula en la ciudad, parecido al de Teotihuacan.

Las secciones se designaron bajo los nombres de Atzacoalco, Moyotlan, Teopan y Cuepopan; respecto a las vías, al norte se hallaba la del Tepeyac, Iztapalapa al sur y al oeste la que conducía a Tacuba. Partiendo de esos elementos la ciudad empezó a desarrollarse con rapidez, hasta transformarse en una de las más extensas y pobladas de ese entonces.

Más tarde el sitio sagrado demarcado por el templo de Huitzilopochtli se extendió y alcanzó a convertirse en una amplia plaza de 500 m por cada costado, donde se levantaron un aproximado de 78 templos e infraestructuras religiosas. En torno a esa zona, apartado del resto de la ciudad mediante una plataforma de pequeña altura, se encontraban los palacios y viviendas de gobernantes y nobles, y más retirado, las casas de la gente del pueblo. Toda la zona habitacional se hallaba planificada en barrios que a su vez constituían parte de cada una de las cuatro extensas secciones.

Características

Son muchas las propiedades que tiene esta ciudad, las cuales le dan un sitial preferencial dentro del amplio espectro de las metrópolis más importantes del mundo, es por ello que a continuación se presentan algunas de las más sobresalientes, para tener una aproximación de la calidad de urbe que tiene México como capital.

Ubicación y dimensiones

Se halla en el Valle de México al centro del país, a 2.240 msnm y en un altiplano cercado de cordilleras volcánicas, en la antigüedad abarcado por el lago Texcoco. Su figura es elíptica y tiene un área territorial de 1.495 km2, seccionados para su administración en 16 delegaciones urbanas, a las cuales deben agregarse 37 municipios del Estado de México que le rodean y conforman parte de su población urbana.

Administración política

A partir del año 1997, los residentes del DF disfrutan del derecho a elegir mediante votaciones directas, secretas y universales al Jefe de Gobierno de la ciudad, semejante en sus labores a un alcalde, y paralelamente a un gobernador del estado, así como a los componentes de la Asamblea Legislativa de la ciudad, lo cual la convierte en una Ciudad Autónoma. Para el año 2017 se proclamó su constitución política.

Allí se encuentra el Palacio Nacional, base del Poder Ejecutivo Federal de la nación y Patrimonio de la Humanidad a partir del año 1987.

Fundación

Es fundada por los aztecas (Imperio Mexica) bajo la denominación de México-Tenochtitlán, estableciéndose en los alrededores de antiguos poblados en la zona, cerca del siglo XIV. Estas reliquias constituían parte de sus mitos y de su imaginario religioso, por lo que no se conoce la fundación verdadera de los pobladores iniciales del lago Texcoco, que podían ser toltecas u olmecas. En todo caso, la ciudad azteca dominaba el área en su triple coalición con Tlatelolco y Tlacopan, en lo que se conocía como el Imperio Azteca, dominado en una cruenta guerra de conquista por los colonizadores españoles a partir del año 1520.

Ciudad de México

Desde entonces Tenochtitlán se denominaba Nueva España y fue fundada de nuevo por Hernán Cortés, el cual mandó como Capitán General. Después, la ciudad se transformaría en la capital del Virreinato de la Nueva España, que permanecería hasta el año de 1821.

Clima

Oscila de templado a frío húmedo, dada su significativa altura, con elevadas temperaturas que suben a los 28 o inclusive 32 °C en los períodos cálidos, y desciende a 0 °C en el Casco Histórico y -4 °C en la periferia a lo largo del invierno. La temperatura promedio es de 16,6 °C.

La pluviosidad es copiosa, con probabilidad de granizo, nevadas muy esporádicas, aunque sus cielos presentan exigua nubosidad a lo largo de buena parte del año. El secado del lago y el acrecentamiento de la ciudad han incrementado la temperatura e impactado el clima, inclinándose a lo seco.

Parques y bosques

Ciudad de México posee cuantiosos bosques y parques urbanos, unos de los cuales operan como una reserva natural de defensa.

Los importantes parques del área metropolitana son:

  • Parque Nacional Sierra de Guadalupe.
  • Parque Nacional Cumbres de Ajusco.
  • Bosque y Zoológico de Chapultepec, el más grande de América Latina.

Ciudad de México

  • Bosque de San Juan de Aragón.
  • Reserva Ecológica de Xochimilco.
  • Parque Nacional Desierto de los Leones.
  • Parque Zoológico y Ecológico Los Coyotes.
  • Parque los Venados.
  • Cerro de la Estrella.

Transporte

Está constituido por una vasta red de transporte, constituida por la red subterránea de 207 km de extensión, que mueve a casi 4,5 millones de viajeros todos los días; también la conforma un servicio de autobuses y más de 250 mil taxis operativos en la ciudad.

Cultura

Después de Londres, el DF es la ciudad del mundo con más cantidad de museos por persona, donde se resguarda el enriquecido patrimonio precolombino de México. Más de 160 museos, 100 galerías de arte, 30 salas de concierto y un casco histórico que revela la historia colonial del país, hacen de Ciudad de México uno de los enclaves de la cultura en Latinoamérica de más relevancia e importancia turística que hay.

Mapa de Ciudad de México

En el mapa se destacan claramente las 16 delegaciones o municipios que componen la Ciudad de México, además del estado de México que la rodea.

Ciudad de México

Población

La ONU confirma que Ciudad de México, es la 4ª más poblada del mundo, con un número total de habitantes de 20 millones 843 mil, según un informe divulgado por ese organismo, el cual pronostica que la capital mexicana descenderá a la décima posición en el año 2030. Para el momento referido la ONU consideró que el incremento poblacional en la ciudad de México llegará a 23 millones 865 mil ciudadanos, por lo que será rebasada por algunas ciudades asiáticas y africanas.

En 2014, la metrópolis más poblada del mundo fue Tokio, con 37 millones 833 mil residentes, secundada por Delhi, con 24 millones 953 mil habitantes, y Shanghái con 22 millones 991 mil citadinos.

Después de México, las ciudades con mayor población en el mundo son Sao Paulo, con 20 millones 831 habitantes, Mumbai y Osaka, ambas con algo más de 20 millones de habitantes. El referido informe destaca que 54 % de la población mundial vive en zonas urbanas, y que en el año 2050 éstas agruparán 66 % del total de la población mundial.

Consideró también que 90 % del crecimiento de población urbana mundial para las próximas décadas, de 2 mil 500 millones de habitantes, ocurrirá en Asia y África, específicamente en India, China y Nigeria. Concluye el informe de la ONU que la población urbana en el mundo rebasará los 6 mil millones de ciudadanos para el año de 2045, lo que generará cuantiosos retos para las ciudades con respecto a vivienda, transporte, energía, infraestructura, empleo y servicios básicos.

Para finalizar destacó que en tanto hoy hay 28 mega-ciudades, que concentran más de 10 millones de ciudadanos, en 2030 habrá 41 mega-ciudades.

Ciudad de México

Geografía 

Como se refirió más arriba, la zona que abarca la ciudad era en la antigüedad un área lacustre, por ello la ciudad se inundó en reiteradas ocasiones a lo largo de los siglos XVII y XVIII.

Para el año 1900 el presidente Porfirio Díaz fundó un sistema de desagüe del Valle de México que corrigió el desarrollo de masas de agua bajo el suelo de la capital. Sin embargo, el área es sumamente vulnerable a vibraciones sísmicas como se evidencio en el terremoto del año 1985.

La ciudad se encuentra cercada de montañas, de las cuales bajan los ríos San Ángel, Barranca del Muerto, Los Remedios, Río Hondo, San Joaquín, Tacubaya, Mixcoac, Magdalena, etc.

Ciudad de México

Relieve

La superficie la Ciudad de México, comprende parte de la provincia: Eje Neovolcánico.

El relieve lo determinan especialmente una sierra y un valle; la primera se localiza al oriente, propagándose del noroeste al sudeste y la forman rocas ígneas extrusivas o volcánicas (se crean cuando el magma brota de las profundidades a la superficie de la Tierra) producto de la conformación de volcanes como: Teuhtli, Chichinautzin, Tláloc, Cuautzin, Pelado, y el de mayor altitud cerro la Cruz de Márquez o Ajusco con 3.930 msnm. (Ver también: Teotihucan)

En la zona centro-oeste existe una conformación de lomas que separan al valle que se extiende desde el centro hasta el este, en este punto se sitúa la altura mínima en 2300 m.

La planicie del valle es interceptada por los cerros de Chapultepec, de la Estrella, volcán Guadalupe y cerro del Chiquihuite.
En las adyacencias de la localidad San Andrés Mixquic, existe un lomerío que se prolonga de noroeste a sureste. (Ver también: Mexicali)

Ciudad de México

Bandera 

Se trata de un importante estandarte de la ciudad, que se compone de un escudo donde hay una torre color oro con dos puentes y dos leones rampantes, uno a cada costado; todo esto sobre un fondo azul. Como borla presenta diez hojas de tuna verde encima de un marco dorado. Este escudo se halla sobre fondo blanco.

La bandera es de color azul representando el mar, el dorado su realeza, los leones rampantes son símbolo de poder y fuerza, y las hojas de tuna son por la vegetación usual de la zona. Esta bandera fue establecida el 4 de julio del año 1523 por el Rey Carlos V.

Escudo

El modelo actual de escudo de Ciudad de México (antes Distrito Federal) es una reminiscencia moderna del escudo concedido por el rey español Carlos I de España y V de Alemania a Ciudad de México el 4 de julio de 1523.

Fue instituido por decreto del 13 de marzo del año 1995 por el Jefe del Departamento del Distrito Federal, licenciado Óscar Espinosa Villarreal; el propósito perseguido era suministrar un diseño más apropiado para la reproducción a través de procedimientos electrónicos.

Composición del Escudo de Ciudad de México

La figura es rectangular con el extremo inferior ovalado y con vértice en el centro dirigido hacia abajo. Está formado por un solo campo que presenta al centro un castillo elevado sobre el agua, con tres puentes que lo conectan. Sobre los puentes de los lados 2 felinos rampantes con los pies posados en los puentes y las garras sobre el castillo. Bordea el escudo una franja que contiene diez hojas de tuna distribuidas uniformemente.

Gobierno

Forma de gobierno

Siendo una de las 32 entidades federales de la nación, Ciudad de México es autónoma con respecto a su régimen interno, el cual, según a su constitución local y en concordancia con la Carta Magna federal, es representativo, democrático, republicano, laico y popular; conformado por 16 alcaldías o demarcaciones, base de su distribución política y división territorial.

Según su ley fundamental, la soberanía y el poder público emanan y corresponden al pueblo, y es éste el que resuelve ejercerlo mediante un sistema de separación de poderes: Jefe de Gobierno (Ejecutivo), Congreso Local (Legislativo) y un Poder Judicial, depositado en diferentes instituciones, cuya cabeza es el Tribunal Superior de Justicia.

En cuanto al Congreso de la Unión, la Ciudad de México tiene representación en igualdad de condiciones como cualquier otro estado. En el Senado es lo representan tres senadores, dos elegidos por mayoría relativa y uno estipulado a la primera minoría; y en la Cámara de Diputados por el número de distritos de acuerdo al volumen de su población. En el año de 2018, el Distrito Federal eligió 24 diputados.

Ciudad de México

Poder Ejecutivo

El titular del poder ejecutivo es a su vez el jefe de Gobierno en la entidad. Se elige a través de votación directa y universal. Luego de salir electo, comienza sus labores el 5 de diciembre, del mismo año de la votación. El cargo tiene un período de tiempo de seis años, sin factibilidad de ser reelegido; incluso si lo desempeñó de forma provisoria como interino o sustituto.

Únicamente se renuncia a este cargo por causas de suma gravedad, lo cual debe ser valorado por el Congreso Local. En caso de fallecimiento, remoción o dimisión, se encarga de la vacante, de forma inminente y provisional, el secretario de gobierno, luego, con las reservas que establece la constitución de la localidad, le compete al Congreso designar un interino o suplente.

Municipios 

Previamente la Ciudad de México fue reconocida como el Distrito Federal; se trata de una de las 32 entidades federativas de la República Mexicana, dispone de 16 delegaciones y se localiza en la parte centro-sur según lo que señala el mapa general del país. Por la disposición en el referido mapa, está cercada al norte por el Estado de México, el cual al principio pertenecía a la CDMX, pero luego de cierto tiempo se dividieron; y al sur se halla el estado de Morelos.

Está situada en la provincia fisiográfica denominada “Eje Neovolcánico“; igualmente se encuentra sitiado por lagos y volcanes (Anáhuac), y está distribuida por serranías volcánicas. Dispone de una extensión territorial de 1.485 km2 y tiene una altura de 2.240 msnms.

Ciudad de México

Se trata de una de las ciudades de mayor importancia de la nación, por cuanto es el centro político y económico que fortifica todo los relacionado con esos campos, que se manifiestan a nivel internacional. La ciudad se fundó en el año de 1824, no obstante, se reconoció por primera vez en 1325 como México-Tenochtitlán. Se halla situada entre las coordenadas geográficas de 19° 29′ 52″ latitud norte, y entre 99° 7′ 37″ longitud oriente.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), y en referencia a los datos que arrojó el conteo de población llevado a cabo en el año 2010, la ciudad tiene una población de 8.873.017, lo cual quiere decir que es una de las de mayor población de todo México y del mundo. En cuanto a su zona metropolitana, está posicionada en el noveno lugar como la más poblada mundialmente.

Vale destacar que en el año de 2015 se realizó una modificación política, de lo que en ese tiempo era el Distrito Federal, que hoy es la Ciudad de México (CDMX), en la cual se registró de forma oficial la promulgación de una Constitución Política, y un Congreso Local, con el fin de ofrecer mayor independencia a la ciudad.

Entre otras transformaciones que se aplicaron en la referida reforma, sobresale que la ciudad seguirá siendo la capital del país, se excluirá la imagen jurídica de las delegaciones políticas y en su lugar se formarán las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, las cuales quedarán dirigidas por un alcalde.

Ciudad de México

Centro Histórico

El punto clave del Centro Histórico de Ciudad de México es, sin lugar a dudas, la Plaza de la Constitución, popularmente identificada como “el Zócalo”, una de las de mayor tamaño del mundo y donde flamea la bandera nacional.

Distinguido en el año de 1.987 por la Unesco como Patrimonio Cultural de la Humanidad, es este un buen comienzo para revelar unas de las joyas culturales más apreciadas de la nación, así como verdaderos tesoros de la arquitectura.

El Centro Histórico de la Ciudad de México es inmenso: el mayor y más emblemático de toda América Latina. En una superficie de casi 10 km2, en sus 668 manzanas se aglutinan alrededor de 1.500 inmuebles, muchos de ellos clasificados como históricos o artísticos.

Es un permanente deambular de personas, curiosamente muy jóvenes, y donde no es posible renunciar a admirar la arquitectura del entorno. Todo el Centro Histórico es un excelente referente de la historia, donde quedan nítidamente registradas las épocas prehispánica y colonial, así como la de independencia y la moderna de este de esta nación.

El seudónimo de “Ciudad de los Palacios” que se le ha asignado a Ciudad de México, no es casual. Sus calles se hallan conformadas por inmuebles coloniales que la han hecho merecedora de ese calificativo.

Zona Rosa

Desde sus comienzos, por allá por los años cincuenta, un espacio bohemio y alternativo donde se daban cita artistas, diletantes, estudiantes, ejecutivos, intelectuales, empresarios jóvenes y en general todo aquel que perseguía buen ambiente y tolerancia, se aproximaba a este barrio que estaba de moda para entonces.

Hoy es la zona de esparcimiento más extensa para la colectividad gay en Ciudad de México. Se trata, por supuesto, de la célebre Zona Rosa, donde los cafés, bares y vida nocturna se combinan en un contexto de libertad y aceptación. No obstante, ¿conoces por qué se le llamó de esa manera a esta parte de CDMX?

Realmente, nadie sabe a ciencia cierta por qué se le denominó Zona Rosa a ese sitio. Lo que sí se sabe es que ese calificativo no se le atribuye al hecho de que allí haya una elevada tolerancia para la comunidad LGBTTTIQA. Para poder dar explicación a las teorías sobre su nombre, primero se debe conocer su historia.

Inicialmente, esa zona se hallaba en uno de los barrios de más aristocracia: la Colonia Americana, creada cerca del año de 1898 y que eventualmente cambió su denominación a Colonia Juárez. La totalidad de sus calles, a excepción de Tokio, se les asignó el nombre de ciudades europeas de más renombre.

Ciudad de México

Por el Porfiriato, allí no solamente se edificaron chalets y mansiones que semejaban el estilo francés de la época, sino que fue un foco para desarrollar la vida cultural e intelectual de la capital para entonces. Casualmente, por el año de 1950, las referidas mansiones fueron transformadas para servir como comercios de cafés, bares, etc., proporcionando el ambiente bohemio que hoy conserva.

Teniendo en cuenta lo anterior, es viable comprender por qué el escritor Carlos Fuentes, en su obra La Región Más Transparente, descifra la Zona Rosa del Porfiriato como el lugar donde sus edificios se hallaban decorados de ese color. Por otra parte, existen los que aseguran, que fue el artista mexicano José Luis Cuevas el que bautizó a esta localidad cuando expresó que en el día era una zona blanca, mas, por la noche, era una zona roja.

Otros postulan alegan que ese pintor brindó homenaje a la actriz cubana, Rosa Carmina, al denominar como Zona Rosa a ese sitio. Para finalizar, existen los que opinan que su denominación fue sencillamente una forma de aportarle un mayor incentivo al turismo del lugar.

Sea cual fuese los motivos, los viajeros no puede dejar de darse cita a la Zona Rosa de CDMX, donde su experiencia en el día puede ser muy diferente comparada a la nocturna.

Flora y Fauna

Son muy copiosas gracias a las casi 88652 ha de zonas naturales, que simbolizan un 60% de su espacio territorial. Sus ecosistemas son enriquecidos en vida silvestre y poseen varias especies oriundas de la región.

México sobresale por poseer el 10 por ciento de todas las especies de animales a nivel mundial. En atención a su localización al centro del país, Ciudad de México es hábitat de especies tanto del norte como del sur del país. Asimismo, esta ciudad tiene la misma diversidad biológica y ecológica de la Cuenca de México, donde se encuentra sumida.

Ciudad de México posee su flora y fauna muy variadas, principalmente en las zonas de Milpa Alta, Tláhuac, Cuajimalpa, Tlalpan, Magdalena Contreras y Xochimilco. La ciudad se halla a unos 2100 msnm, en un extenso valle sitiado de serranías. Existen diversos volcanes que sobrepasan los 3000 metros. Generalmente, el clima es muy benigno, con sus noches frescas, días calurosos y lluvias moderadas.

Solamente existe un lago natural, el Xochimilco, en tanto que la mayor parte de los ríos han sido encausados o se transformaron en subterráneos. Estas condiciones influyen directamente en la flora y fauna de Ciudad de México.

La flora 

De acuerdo a informaciones del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) mexicano, el 40 por ciento del territorio de Ciudad de México es especialmente de uso urbano y 33 % se encuentra abarcado por bosques templados, pastos y matorrales.

Ciudad de México

De toda el área vegetal del valle solamente se ubican reducidas zonas áreas de pastos al nordeste, en terrenos del Aeropuerto Internacional Benito Juárez. La variedad de flora se manifiesta en la cantidad de especies por cada género. Ejemplo de esto es que existen 264 especies de hongos y 248 de musgos; de éstos 64 son exclusividad de sustratos urbanos.

Asimismo, hay 108 especies de licopodios y helechos, 16 de encinos, 69 de orquídeas, 8 de pinos y 97 del grupo de las leguminosas; de las que se pueden nombrar frijol ayocote, colorín, palo dulce, frijolillos y trébol. Del grupo de las euforbiáceas destaca la flor de nochebuena, por su significancia desde el punto de vista económico. Y de las plantaciones del orden lamiales, se destacan la menta y el orégano.

En cuanto a la vegetación acuática, al día de hoy se registran solamente 35 especies, de ellas cuatro están amenazadas: Lemna trisulca, Sagittaria macrophylla o papa de agua, Triglochin mexicanumNymphaea mexicana o lirio amarillo.

La fauna 

Según informes estadísticos cedidos por Inegi, en la zona metropolitana de Ciudad de México existen 9 tipos de anfibios, 55 mamíferos, 23 reptiles y 188 especies de aves, de las cuales son destacables 60 especies distintas de colibríes que aloja esta ciudad. El más predominante es el colibrí zafiro colorado, el cual emite un poderoso canto que se escucha en los bosques.

Ciudad de México

En esas zonas boscosas igualmente se pueden hallar ardillas, coyotes, conejos, pumas, zarigüeyas, lagartos, gorriones, ciervos de cola blanca, musarañas, búhos, ranas arborícolas, ratas canguro, serpientes de cascabel y mariposas. De entre arbustos y matorrales se observan ardillas, mapaches comadrejas, mirlos y camaleones.

Asimismo, se dejan ver conejos como el zacatuche o conejo de los volcanes, el más diminuto y propio de México que se encuentra en riesgo de extinción. De la fauna acuática se mencionan las culebras de agua, axolotes (tipo de salamandra) y patos mexicanos.

Gastronomía 

Viejas costumbres gastronómicas de raíces prehispánicas, ya casi abolidas en el valle de México, pertenecen a una zona antes lacustre. Los alimentos que ese contexto ecológico suministraba eran aves acuáticas, diversos insectos, pescados, y variados vegetales.

El extraordinario desarrollo de la capital de la nación, principalmente a lo largo del siglo XX, no se debe exclusivamente a la condición fecunda de los capitalinos, sino a las inmigraciones procedentes de todas las provincias del país. En vista de esto, hoy en día no es factible hablar de una cocina propia de Ciudad de México, pues ahí hacen eco las de todo el país.

No obstante, sí existen ciertos platos propios de esa ciudad, pero son casos de excepción.

Antojitos

  • Quesadillas de pancita: únicamente en Ciudad de México son habituales; se elabora la panza hervida con cebolla, chile serrano y epazote.
  • Tortas de tamal: se pone un tamal adentro de un bolillo o telera, por lo general verde, de mole o de rajas, nunca dulce. Es una comida de un alto contenido energético que suministra calorías para casi todo el día.
  • Tamales encuerados rojos y verdes, cocinados al vapor en hoja de mazorca y luego fritos en manteca al instante de consumirse. El resultado es una costra crocante y un interior blando.

Los afamados tamales

Actualmente, en la capital de México los tamales más representativos son los verdes, los de rajas de jalapeño con queso, los rojos de mole y los dulces, en hoja de mazorca. Cabe destacar que los millares de quioscos ambulantes en Ciudad de México solamente expenden los tamales apuntados, muy rara vez envueltos en hoja de plátano u otras.

En los entornos de las pulquerías de la capital, habitualmente expenden un tipo de tamal en hoja de mazorca -sin masa- el cual consiste en tripas de pollo cocinadas con suficiente epazote, chiles secos y hojas de laurel; bocado que suele comprar el bebedor de tlachique o pulque.

Ciudad de México

En Milpa Alta se conservan viejas recetas de tamales: de hongos clavitos, de haba, de carpa con xoconostle, de hongos panzas, de arvejón, de tuza con guajillo, de elote (mazorca tierna) martajado –sin moler-, de nopales (tuna) con pescado, de nopales con sesos, de nopales con queso, de nopales con axiote, de nopales con carne molida –o tlapiques-, de nopales con menudos de pollo y tamales dulces de nopal.

El platillo exclusivo

Se enfatiza que la gran oferta gastronómica defeña (del Distrito Federal de México) es oriunda de otras entidades del país y, por supuesto, de otros países. Sin embargo, existe un solo plato propio exclusivamente de la ciudad de México: Caldo de migas, equivalente a la sopa de ajos de España. Se elabora con caldo de pollo, epazote, pan y chile cascabel.

Postres

Ya en la era prehispánica el tamal de frutas se solía comer en el valle de México. En ocasiones es de masa de maíz que en su interior se colma con frutas; algunas veces la fruta es cubierta con hojas de maíz, sin masa. De esta manera se tienen tamales de tejocote, chabacano y de pitahaya; estos últimos igualmente se degustan en Nuevo León y en otros estados al norte. En Milpa AIta preparan unos tamales de capulines completos, con masa. (Ver también: Saltillo)

Si bien cada vez es menos frecuente, en ciertos pueblos del sur y sureste del valle de México hay desde la época prehispánica, los tamales de alegría, es decir, con la semilla de amaranto. Actualmente, la manera más reconocida de alegría son los granos tostados y combinados con panela, creando diminutos bloques a los los cuales se les anexa obleas de papel comestible decorado de color rosado.

Ciudad de México

Bebidas:

Pulque: Si bien la producción de pulque les concierne a todos los estados centrales del país, en Ciudad de México se obtienen excelentes curados y blanco, principalmente en sus zonas agrarias.

En la municipalidad o delegación de Milpa Alta se elaboran atoles de nopal (tuna), de pinole (harina de maíz) con miel de abeja, de capulín, de amaranto, de zarzamora, de chícharos y atol dulce amarillo de chiles anchos con anís.

Rutas para el buen comer:

Los mejores restaurantes de la ciudad se agrupan en torno al Centro Histórico, Polanco y la denominada Zona Esmeralda, la cual es la avenida Insurgentes Sur entre la colonia Nápoles y San Ángel. Para satisfacer los recurrentes antojos sobresalen igualmente el Centro Histórico y Coyoacán, si bien realmente en todas las delegaciones existen deliciosas atracciones.

Las posadas de los mercados, principalmente en Coyoacán, Xochimilco y San Ángel son bastante aconsejables.

Ciudad de México

Dentro de los sitios más recomendados donde se expenden comida rápida se mencionan:

  • En Tacuba, arriba de Carrillo Puerto, cerca del ex Colegio Militar, existe una taquería célebre, única en su especie, que despacha tacos de cola de becerro mamón, de panza y de tripa.
  • En el tianguis (tarantines) de antojos ubicado detrás de la iglesia de San Juan Bautista, en Coyoacán, se consumen apetitosas pozoles, quesadillas y tacos de cabeza de res.
  • En San Cosme, adyacente a la Normal, y en Tizapán, por el ITAM, igualmente existen muy buenas zonas para saciar esos antojos.
  • Los tamales encuerados de la zona de alimentos a un lado de la Basílica de Guadalupe son de una exquisitez a considerar.
  • La barbacoa del restaurant Arroyo en Tlalpan bien merece la pena el viaje.
  • Las quesadillas y sopas de hongos o médula en el Desierto de los Leones y en La Venta, son para chuparse los dedos.
  • En cuanto a dulces sobresalen las tortas de La Texcocana, enfrente al teatro Metropolitan; los dulces de La Castellana, en Tlacopac; Biárritz, en la glorieta Chilpancingo; Don Polo, en la colonia Del Valle e Hipocampo, en San Ángel.
  • Muy destacada es la pulquería de la plaza Garibaldi, donde expenden finos curados de piñón, pistache, almendra y nuez, aparte de los emblemáticos pulques blancos.

Ciudad de México

Turismo

Está demostrado que la urbe mexicana es una de los más grandes conglomerados urbanos del mundo; la más extensa del continente americano y del mundo hispano.

Se trata de uno de los rumbos turísticos para el regocijo, la diversión y el entretenimiento más recomendables del mundo. Su Centro Histórico, mejor reconocido como el Zócalo, es Patrimonio Cultural de la Humanidad, promulgado por la Unesco, y corazón de una cultura latente y dinámica que transpira todo lo almacenado, desde la instauración de Tenochtitlán.

Visitar sus barrios colmados de art nouveau y art déco; degustar su propuesta gastronómica y perderse en las calles de la ciudad con mayor cantidad de museos del mundo, es una aventura única, sin duda alguna.

La Ciudad de México es propietaria de uno de los perfiles más genuinos y extraordinarios de América. Mestiza de naturaleza, México exhibe una combinación de tradición y modernidad que envuelve a sus visitantes. Una ciudad inigualable de corte internacional que te deslumbrará con su extraordinaria agenda cultural, pero igualmente con sus paseos al aire libre y su suculenta gastronomía.

Si le cautiva la historia podrá deleitarte enriqueciendo su acervo cultural, transitando su deslumbrante Centro Histórico con casi 1500 inmuebles de interés. En sus museos, igualmente, se respiran el arte y la cultura que exhiben impresionantes compilaciones prehispánicas.

Pero si lo suyo es el turismo tipo gourmet estará en un paraíso inigualable. Los restaurantes y puestos de calle a lo largo de la ciudad son los inmejorables sitios para experimentar sabores y olores que nunca imaginó pudieran existir. Los colores y figuras de sus productos frescos que se encuentran en los mercados de abasto le harán agua la boca.

Por otra parte, los programas del célebre Bosque de Chapultepec, así como los cientos de tiendas donde realizar shopping, aparte de grandiosos centros comerciales, complementan la propuesta de actividades para el día, no obstante, Ciudad de México palpita también de noche, y si busca esparcimiento nocturno no tendrá inconveniente en hallarlo en sitios como la Zona Rosa, Polanco y Condesa. (Ver también: Morelia)

Catedral 

Denominada oficialmente como La Catedral Metropolitana de la Asunción de la Santísima Virgen María. Se halla en la Plaza de la Constitución, en el Centro Histórico de la Ciudad de México.

Ciudad de México

Se inspira su estilo en la arquitectura propia de las catedrales de España. Sus dimensiones son, aproximadamente, 60 m de alto, en una base de 59 m de ancho por 128 m de longitud.

Historia

Para el año de 1524, después del retorno de Hernán Cortés a Ciudad de México, primero se edificó una catedral en el sitio del Templo Mayor de Tenochtitlan. En la edificación emplearon piedras que se utilizaron para conformar el templo del dios azteca Huitzilopochtli. (Ver también: Culiacán)

Luego de dos décadas, en el año de 1544, las jerarquías eclesiásticas de Valladolid ordenaron la construcción de una catedral que pudiera servir a la corona española, a los comendadores e indios; la que se comenzó en el año de 1573.

Más de tres siglos después, en 1967 un incendio ocasionó considerables deterioros a lo interno de la catedral, no solamente en la infraestructura, sino además en otros objetos como escrituras y obras de arte escondidos, que se revelaron con la catástrofe.

Ciudad de México

Es ofrendada a la Asunción de la Virgen María. El sitio está dividido en 16 capillas laterales y cinco naves; es la más grande de América Latina. Para su construcción se emplearon varios estilos distintos, entre ellos el neoclásico, barroco, y renacentista.

La Catedral posee la denominada Puerta Jubilar -localizada al centro- que se abre en circunstancias especiales, y presenta las imágenes de San Pedro y San Pablo. Adentro de la Catedral existe el Coro, que dispone de mobiliario antiguo español, y dos órganos, aparte de una fina galería de sillas.

Los altares más sobresalientes son el correspondiente a los Reyes y el Altar del Perdón; éste de estilo herreriano (arquitectura renacentista) y aloja el afamado Cristo del Veneno. Asimismo, el Sagrario Metropolitano se ubica en la zona oriental del inmueble, sitio donde regularmente se desarrollan celebraciones de gran importancia.

Hoy día la Catedral es asiento de la Arquidiócesis de la ciudad; se efectúan en ella varios recitales de música sacra, así como corales, cuyo acceso es gratis, y en ciertas fechas, inclusive, se puede tener la oportunidad de hacer una visita por los campanarios y las catacumbas.

Ciudad de México

Ruinas

Rastros místicos que aún hacen eco en lo más recóndito de nuestra conciencia colectiva constituyen las pirámides que se conservan escondidas entre la anarquía vial y la selva de concreto en que se ha vuelto la capital.

Estas pirámides tienen un particular halo misterioso que pocas edificaciones en el mundo poseen. En numerosas huellas que hoy permanecen en la Ciudad de México se erigieron muchos santuarios católicos, como forma occidental de ver el éxito de una religión por encima de otra.

Y si bien las pirámides no precisamente cultivaron una religión en particular, si respondieron a un culto universal sobre lo fundamental de la vida; gracias a la asistencia de los arqueólogos, todavía se puede recorrer unas de ellas y revelar que, quizás, su energía sigue siendo extraordinaria.

El listado que a continuación se presenta persigue descubrir las pirámides y otras edificaciones que permanecen escondidas entre la dinámica citadina y la selva de hormigón en que se ha transformado la capital.

Ciudad de México

Pirámide del Cerro de la Estrella

Este cerro en tiempos lejanos era reconocido como Huixachtécatl o “cerro de los espinos”, posee una reducida pirámide que se usaba para realizar las ceremonias del Fuego Nuevo o festejos de año nuevo en la cultura de México. De acuerdo a lo que es del dominio popular, mediante este rito efectuado con sacrificios humanos, los dioses accederían a que el hombre pudiese vivir un nuevo ciclo.

Este lugar se remonta al preclásico mesoamericano por lo que constituye una de las edificaciones más antiguas de la ciudad; allí se continúan celebrando el año nuevo y el viernes santo. Para acceder al lugar se cuenta con la estación Cerro de la Estrella de la línea 8 del metro, o la estación Culhuacán de la línea 12; las cuales son las mejores alternativas.

Pirámide del cerro Mazatépetl

A la deidad mítica de la fecundidad de la tierra, que representa la tortuga jaguar, se le rindió homenaje mediante esta edificación teocrática. La montaña Mazatépetl igualmente denominada “del judío”, se halla exactamente luego de un riachuelo, en la población de San Bernabé Ocotepec en la Magdalena Contreras.

La pirámide presenta, en la base de su escalera, la efigie de una tortuga con zarpas de jaguar y tres cruces en su cúspide, colocadas en Semana Santa por ciertos católicos como parte de ese raro sincretismo religioso que practica esta ciudad. De allí se puede además apreciar la Cuenca de México, y sus magníficas cordilleras que rodean la ciudad.

Ciudad de México

Pirámide de Tequipa

Se localiza al sur de la ciudad, en el poblado de Santo Tomás Ajusco en Tlalpan; Fue construida desde la era del postclásico tardío, y actualmente, no obstante haber soportado las inclemencias del tiempo, se mantiene en condición de abandono y en franco deterioro, por sus pobladores aledaños. En su cumbre tenía una imagen, de un bello baúl prehispánico de basalto nombrado “El Cuartillo”, que fue sacado de ese sitio para trasladarlo al pórtico de la iglesia de Santo Tomás Ajusco.

La Casa del Viento o Templo Ehécatl

Se trata de una edificación que se halla imaginariamente encajada en el metro Pino Suárez, coexistiendo diariamente con los viajeros capitalinos que transitan por esa línea. Es un reducido oratorio en homenaje al dios Ehécatl (si bien inicialmente brindó culto a Tlaloc, dios de la lluvia), al que se le suponían fuerzas enérgicas en relación al viento.

Esta pequeña pirámide mide escasamente 88m2, su descubrimiento se llevó a cabo entre los años de 1968 y 1970 cuando empezó a edificarse la línea del tren. Este adoratorio tiene una forma característica: su frente es de planta cuadrangular en tanto que su porción posterior es de planta circular; constituye un tipo de templo cilíndrico que, según escrituras históricas, se podía acceder a ella mediante una entrada en figura de boca de serpiente.

Pirámide de Cuicuilco

Del valle de México, Cuicuilco es una de las ciudades más viejas y se piensa que tuvo relacionada con los olmecas, la cual es la cultura más antigua de Mesoamérica. Sus ruinas se encuentran al sur de la ciudad, donde se interceptan las vías Insurgentes Sur y Anillo Periférico.

Ciudad de México

El espacio ceremonial fue abolido y olvidado por la erupción que producía el volcán Xitle cuando estaba activo, no obstante, fue precisamente la lava lo que colaboró en resguardar los vestigios. Esta pirámide es circular y se construyó al interior de una plaza de 110 m de diámetro.

Por cuanto la arqueología no puede comprender con exactitud ese plazo de tiempo, los científicos consideran que la edificación de la pirámide podría haberse llevado a cabo últimamente, lo que además refiere que Cuicuilco no presenta 8 mil años de edad, sino 2100.

No obstante, los vestigios físicos hallados en la pirámide, así como el espeso manto de lava y el período donde se desarrolló la erupción, sitúa la pirámide a unos 8 mil años; hecho que hace presumir que las pirámides originales podrían haber tenido su origen en América, y se propagaron después en la historia, a otras tierras.

Templo Mayor

Lo más emblemático de Tenochtitlán (hoy Ciudad de México), como lo es el templo y la pirámide, sin duda alguna, no puede faltar. Esta pirámide constituía el centro absoluto de la actividad religiosa azteca. Está ubicada al centro de la ciudad, adyacente a inmuebles coloniales y modernos; una combinación abrupta y a la vez fascinante. Este legendario edificio empezó a edificarse en el año de 1428. Allí se congregaban las ofrendas sagradas y las bóvedas funerarias de los aztecas: en ese sitio se realizaron numerosos sacrificios humanos, lo que presentaba un notable valor simbólico para los adversarios del imperio.

Ciudad de México

Paseo de la Reforma

Se trata de la avenida principal de la ciudad que la recorre de este a oeste. Se denominó de esa manera para homenajear las reformas liberadoras del siglo XIX decretadas por el presidente Benito Juárez. Fue edificada en el año de 1860, a lo largo del imperio de Maximiliano de Habsburgo, con la intención de establecer comunicación entre el Castillo de Chapultepec y el Palacio Nacional. La obra estuvo a cargo del ing. austriaco Ferdinand von Rosenzweig.

En el paseo se encuentra el afamado “Ángel de la Independencia” mejor conocido como el monumento a la Independencia, el cual es el símbolo de la Ciudad de México. Fue elaborado para rememorar los 100 años de la independencia celebrados en el año de 1910. En su base se pusieron los restos de los protagonistas principales del movimiento de independencia. Ese es el punto típico para las celebraciones públicas de victorias, abarcando competencias deportivas de fútbol.

Este paseo mide 12 km de largo y en ciertos tramos dispone de hasta 8 carriles. La avenida se extiende desde el parque de Chapultepec, cruzando por la Zona Rosa y finaliza en dirección al Zócalo, en Avenida Júarez y Francisco y Madero. Asimismo, se construyeron dos ramificaciones; una que va a Tlatelolco y otra que sale de Chapultepec, sigue por Polanco y Las Lomas hasta alcanzar la novedosa zona de Cuajimalpa y Santa Fe.

En su recorrido existen significativos monumentos, edificios, museos, hoteles, restaurantes y tiendas. El “turibus”, el cual es un transporte turístico, brinda una trayectoria turística que va desde el Auditorio en Chapultepec al Centro Histórico.

Si transita la avenida dirección Chapultepec – Centro Histórico, podrá ver en la zona de Chapultepec el Auditorio Nacional, parque y zoológico, el Museo Nacional de Antropología, el Museo de Arte Moderno y el Rufino Tamayo. Seguidamente, se halla “La Torre Mayor”, hoy el edificio más alto de Latinoamérica. Después se verá la bella fuente de La Diana, y frente a ella las instalaciones de la American Express.

Palacio de Bellas Artes

Si un legado particular dejó el controversial periodo de Porfirio Díaz, fue el Palacio de Bellas Artes, quizá uno de los más hermosos ejemplos de la herencia arquitectónica de ese tiempo. Simboliza actualmente el icono cultural más distintivo de Ciudad de México.

Efectivamente, su mismo nombre “…de Bellas Artes” sirve para exponer que es un núcleo promotor de cualquier manifestación artística y cultural, sin importar de dónde procede. Esta expansión a beneficio de las artes tuvo en el año de 1987 el reconocimiento de la Unesco, que lo proclamó monumento artístico.

Es asiento de la Orquesta Sinfónica Nacional, la Compañía Nacional de Teatro, la Compañía Nacional de Ópera y la Compañía Nacional de Danza; las cuales inauguran sus correspondientes temporadas en el escenario más extraordinario de la ciudad.

Ciudad de México

Transformado en un lugar multicultural que, aparte del teatro lírico, aloja los museos de Arquitectura (MUNARQ) y el Museo de Bellas artes con exhibiciones temporales que cautivan tanto a los citadinos como a turistas en visita en Ciudad de México. La administración es labor del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA). En los salones expositivos de su interior se han presentado muestras brindadas a la historia, el arte o la arquitectura.

Historia del Palacio de Bellas Artes

31 años transcurrieron desde su planificación hasta su inauguración. A comienzos del siglo XX, bajo el gobierno de Porfirio Díaz, y aproximándose a la fecha del centenario de la Independencia de México, se impulsó la construcción de un majestuoso edificio que le haría compañía a otras motivaciones arquitectónicas, al centro de Ciudad de México.

Porfirio Díaz exhibió la concepción de un nuevo Teatro Nacional al arquitecto italiano, Adamo Boari cuya carrera era identificada por obras en Estados Unidos, Brasil, Argentina o Uruguay, y que desde el año 1903 estaba residenciado en México, protegido por el mismo presidente Díaz, que le había solicitado la construcción del Templo Expiatorio de Guadalajara, la parroquia de Matehuala y el monumento al susodicho Porfirio Díaz, conjuntamente a la casa de éste en la colonia Roma de Ciudad de México.

También son obras de Adamo Boari el Palacio de Correos, al otro costado de la calzada Lázaro Cárdenas enfrente del Palacio de Bellas Artes; su obra magna que inclusive rigió desde Italia, al estallar la Revolución de México. El proyecto presentaba una duración de cuatro años, no obstante, ya al comenzar las acciones preliminares de la construcción, en el año de 1904 se percibía que se extendería. A través de materiales de acero en la estructura y hormigón se fue erigiendo el cuerpo de la edificación, que como recubrimiento visible utilizó el mármol blanco de Carrara para recubrir la fachada.

Boari se guiaba por un estilo muy moderno para en ese entonces, el Art Nouveau; un estilo arquitectónico llegado con fuerza de Europa. Con la aprobación de Porfirio Díaz no hubo críticas para utilizar los materiales más lujosos, lo que contrastaba con la condición de numerosos mexicanos. Esto se evidencia en el Hall de acceso, el cual tiene una altura extraordinaria, y terminado por la cúpula, que Boarí adelantó hacia el frente del edificio. A los costados de la cúpula agregó dos semicúpulas que le agregaban una apariencia bizantina.

Ciudad de México

No obstante, un imprevisto ayudó a demorar el plazo previsto de construcción, y es que las dimensiones del edificio, y en especial su peso, empezaron a generar el hundimiento del subsuelo, el cual era propicio a hundirse por cuanto el centro de México se encuentra sobre la ciudad de Tenotchitlán y la laguna.

A esto se le agregó el elevado costo de las obras y las complicaciones, en el año de 1910, con el comienzo de la Revolución Mexicana, lo que propició la salida de Adamo Boari a Italia. Esa época de desequilibrio político y ruina económica dejaron paralizadas las obras del Palacio de Bellas Artes.

Al finalizar su construcción sus dimensiones son de 53 m de alto exterior y 42,5 m hasta al techo, con cuatro niveles, parking (estacionamiento) en el subsuelo y tres salas: Sala Principal, Sala Manuel M. Ponce (compositor mexicano), y la Sala Adamo Boari, aparte del Rincón del Tiempo.

De manera progresiva, los murales que adornan los distintos niveles del Palacio se han ido agregando desde 1928 a 1963, conformando por un tesoro permanente de 17 obras de Rufino Tamayo, Manuel Rodríguez Lozano, Orozco, Siqueiros, Diego Rivera, Roberto Montenegro o Camarena.

Ciudad de México

Plaza Garibaldi

Es sin duda una de las plazas más representativas de la ciudad. Su vocación se ha ido cambiando con el transcurrir de los años. Al principio fue un barrio prehispánico de Texcatzoncatl. Posteriormente a la independencia de México fue reconocida como la Plazuela de Jardín, donde se desarrollaban vendimias (recolección de uvas para el vino), después como la Plaza del Baratillo, hasta que llegado el año de 1921 la denominaron Plaza Garibaldi, lo que formó parte de las celebraciones por el centenario de la Independencia de México.

Hoy es una de las plazas turísticas más visitadas, producto de su ambiente festivo destinado a la música mexicana, especialmente para el mariachi. Día a día, centenares de personas se reúnen para oír excelentes interpretaciones, bien sea por un trío, un grupo de marimba o música norteña. La plaza está cercada de restaurantes y centros tradicionales, para regocijarse de veladas imborrables con familia, amigos o en pareja.

Plaza de la Constitución (El Zócalo)

Se sitúa en pleno corazón del Centro Histórico, en el primer cuadrante de la ciudad. Fue el centro de Tenochtitlán previo a la venida de los españoles, y se conservó como epicentro político y religioso hasta siglos más tarde.

Actualmente, continúa siendo el punto fundamental de encuentro de miles de personas y sitio de eventos y espectáculo. El Zócalo está sitiado por la Catedral Metropolitana de la Ciudad de México, el Antiguo Palacio del Ayuntamiento, el Palacio Nacional, y el Edificio de Gobierno. En su centro, la voluminosa bandera enaltece el sentimiento nacional. Allí se rememora la Independencia de México todos los 15 de septiembre.

Ciudad de México

Habitualmente, se planifican espectáculos y exposiciones, en ocasiones especialmente para niños, porque en Ciudad de México los pequeños tienen un sitio preferencial.

Museos 

Según cifras del gobierno de Ciudad de México, la capital dispone de 185 museos, si bien no posee una lista oficial; de esto se deduce que hay muchos espacios que cumplen funciones museográficas pero que no están registrados.

Seguidamente, se presenta algunos de los museos que existen en la CDMX:

El Museo del Pulque y las Pulquerías

Tiene como finalidad enaltecer y poner en alto el nombre de esta bebida para las nuevas generaciones, por cuanto, desde hace más 20 años se han generado distintos mitos negativos en torno a este “néctar de los dioses”. Situado adentro del Ex Convento de San Hipólito, el Museo del Pulque y las Pulquerías se apertura para dar a conocer los diversos elementos que envuelven esta vieja bebida que ha perdurado desde el tiempo de los Aztecas.

Dirección: Av. Hidalgo 107-109, Centro Histórico, Guerrero.

Ciudad de México

Museo Trick Eye

Es un nuevo museo dotado de seis salas dispuestas a lo largo de 1.800 m2, lo que se convierte en por lo menos hora y media de entretenimiento y decenas de historias para Instagram. El Museo Trick Eye México tiene sede en Tailandia, Hong Kong, China, Singapur, y Corea y ésta es la primera versión en Latinoamérica, transformándose en el museo interactivo 3D más extenso del mundo.

Dirección: Av. Ejército Nacional 843-B, Granada.

Museo Soumaya – Casa Guillermo Tovar de Teresa

Situado en el epicentro de la colonia Roma. Este espacio persigue exaltar la vida del historiador Guillermo Tovar de Teresa (1956-2013), excronista de la ciudad y último dueño del inmueble donde funciona el museo, el cual fue asesor de arte tanto para la Presidencia de la República como para el propio Carlos Slim, con quién desplegó una afectuosa amistad.

Dirección: Valladolid 52, Roma Nte.

Complejo Cultural Los Pinos

Exactamente en la zona residencial situada en el Bosque de Chapultepec. Los Pinos se creó para que los visitantes pudiesen conocer su espacio interno. Algo parecido ocurrió a lo largo del mismo gobierno de Cárdenas, cuando resolvió no vivir en el Castillo de Chapultepec (como lo habían hecho sus precedentes) para que todos pudiesen conocerlo; sitio que más tarde se transformó en el Museo Nacional de Historia.

Dirección: Calle Parque Lira S/N, Bosque de Chapultepec I Secc.

Museo de Sitio de Chapultepec

Narra la historia del bosque como un lugar que se ha modificado y conformado mediante las interacciones humanas que se han experimentado allí. El espacio rememora que el bosque era un terreno santificado para las culturas prehispánicas, donde tuvieron presente los toltecas, los tepanecas, los teotihuacanos, y los mexicas; en relación a este se fundaron leyendas a la par que se explotaban sus extensos recursos naturales, abarcando uno de los acueductos de mayor importancia para el pueblo de Tenochtitlan.

Dirección: Gran Avenida, Miguel Hidalgo, San Miguel Chapultepec I Secc.

Centro de Artes Vivas

Lugar para todas las edades donde puede presenciar conciertos, exposiciones de arte vanguardista, talleres, obras de teatro, actividades deportivas y otros programas y eventos. El sitio posee dos entradas, la principal le lleva al edificio que aloja exposiciones en el primer piso, en tanto que en planta baja existen salones para talleres y laboratorios.

Calle Salvador Novo 8, Santa Catarina.

Museo del Perfume

Los que se ocupen de la curaduría y museografía del MUPE están destinados a ser expertos en el arte de las fragancias. Este museo incluye salas donde el los asistentes podrá identificar las principales sustancias naturales y artificiales para la elaboración de perfumes, el diseño de los envases, la operatividad del aparato respiratorio responsable del olfato, el vigor de la memoria olfativa y cómo funciona en el subconsciente.

Dirección: Calle de Tacuba 12, Centro Histórico

Centro Cultural Manzanares 25

La vivienda más antiquísima que se ha edificado en la capital mexicana, se ubica en la calle Manzanares número 25, en la Merced, de acuerdo a los residentes de la zona; aunque se tomó cinco siglos para avivar la curiosidad de la ciudad completa.

Actualmente es un ejemplo de imaginación novohispana, por cuanto conserva la distribución de viviendas adyacentes característica de la tradición mesoamericana (en esta vivienda 15 habitaciones en torno a un patio) con la incorporación de elementos de las viviendas españolas, como marcos de cantera alrededor de las puertas y ventanales, y la viguería de madera en sus techos.

Dirección: Calle Manzanares 25, Centro Histórico, Centro.

Ciudad de México

Casona de Leonora Carrington

Muchos años, llevaba Leonora Carrington, pintora surrealista, habitando este caserón en la RomaLa transformó en su pequeño universo de iluminación, en su musa predilecta. De acuerdo a informaciones sobre su estadía, Carrington residió entre la colonia Roma y Condesa, en unas cuarenta manzanas.

Convivió con Remedios Varo, y con otros de sus paradójicos amigos (Julio Cortazar y Aldoux Huxley) por las vías de su vecindario mexicano. Aparte del Museo, la Universidad Autónoma de México proyecta formar un centro de documentación digitalizado y abrir un Diplomado sobre Estudios Subrrelistas, dentro del Proyecto Leonora Carrington.

Dirección: Chihuahua 194, colonia Roma.

Volcanes 

Son volcanes monogenéticos, en su gran mayoría, los cuales presentan una sola erupción y una vida reducida. Después de la tragedia de Guatemala, numerosos especialistas se encuentran preocupados por las condiciones de México; según el geólogo Sergio Almazán en la Ciudad de México existen ocho volcanes, si bien todos son inactivos, pues solamente poseen una erupción y una reducida vida.

Los volcanes en cuestión son Chichinautzin, Cuauhtzin, Tláloc, El Xitle, Pelado, Teuhtli, Guadalupe y el Ajusco, que si bien no presentan poderosas erupciones, si expulsan sustancias a la estratosfera, lo que los hace causantes de alteraciones climáticas.

Xitle. Se halla a las faldas del volcán mayor Ajusco y es como una reducida serranía clase cono de ceniza, o sea, de figura cónica y base redondeada.

Ciudad de México

Pelado. Se localiza en Tlalpan y presenta una altura de 3620 msnm.

Teutli. Está ubicada entre Xochimilco, Tláhuac y Milpa Alta, y posee como particularidad principal un diámetro mayor que su altitud.

Chichinautzin. Se divide entre la Ciudad de México y Morelos, pues le asigna una denominación a la mencionada montaña, la cual comprende la zona natural de los Parques Nacionales del Tepozteco y las Lagunas de Zempoala.

Cuauhtzin. Igualmente, se localiza entre la CDMX y Morelos; posee 3510 msnm. (Ver también: Estado de Chihuahua)

Tláloc. Se localiza en el área boscosa de Milpa Alta y la montaña de Ajusco-Chichinauhtzin, ya que es el segundo volcán más elevado de la ciudad.

Guadalupe o El Borrego. Se ubica en Iztapalapa y se le identifica como La Sierra de Santa Catarina.

Ajusco. Ubicado en Tlalpan y es de la misma clase que el Popocatépetl, pero se refiere a uno viejo, que con el tiempo ha ido disminuyendo su intensidad.

Economía

Esta entidad dispone de la mayor Inversión Extranjera Directa (IED) de toda la nación, por cuanto del 2013 a mitad del año 2018 atrajo 32.586 millones de dólares, que significaron el 16.9 % del total nacional, generando que sea una de las economías más fortalecidas y brindando un clima de resguardo para próximos capitales.

El año anterior no fue sencillo por cuanto se tuvo que afrontar el sismo del 19 de septiembre y a una inestabilidad política, pero los primeros seis meses del año 2018 Ciudad de México agrupó 24 % del total de la IED que ingresó a la nación. Unido a la IED, la procreación de puestos de trabajo se ha incrementado, en vista de que en la actual administración se han creado más de 500 mil y en lo que va de este año ya se han sobrepasado los 66.000. Es la entidad federativa que más empleos formales produce.

De diciembre de 2013 a septiembre del 2018 se generaron 554.396 nuevos trabajos formales, que significaron el 15% del total de la nación. La capital del país aporta el 17.5 % del Producto Interno Bruto (PIB) de México. El desarrollo de la ciudad en 13 de 22 bimestres ha sido mayor al crecimiento de la economía a nivel nacional. El 60 % del PIB de la capital lo componen 6 campos del sector servicios, y 6.8 % lo conforman 4 ramas del sector industrial.

Ciudad de México

Efectivamente, las acciones económicas principales de la ciudad, van especialmente orientadas al sector servicio, entre ellos comercio, servicios financieros e informáticos. Otra de las preferencias que ha tenido la capital es la producción de nuevos empleos mediante la formación de nuevas empresas. De 2017 a 2018 se aprobaron un total de 9.811 créditos a nóveles empresarios, los que totalizan 86.1 millones de pesos. De 2015, a través del Programa Yo Te Apoyo, se han beneficiado a 131.267 micronegocios. Y en un año se benefició a 26.942 empresas menores.

Mercado

A partir del terremoto del año 2018 se fortaleció el programa de Fomento y Mejoramiento de los Mercados Públicos, el cual ha mejorado 41 mercados públicos con un aporte de 521 millones de pesos.

Buscan mejores condiciones laborales en CDMX

Dentro de las políticas a reforzar para conseguir mejores condiciones laborales se tienen Jornadas de trabajo compactas, salarios más equitativos y garantizar que las empresas concedan prestaciones.

Del año 2013 a la fecha, las exigencias de la actual administración capitalina fueron cumplimiento del cuerpo jurídico laboral, el pago mínimo a 88.36 pesos diarios, minimizar condiciones críticas y que las pequeñas y medianas y empresas aseguren el acceso al seguro social; así como permisos maternos más extensos para madres trabajadoras y a padres trabajadores. En cuanto al programa Seguro de Desempleo, se favorecieron 14.350 personas, de enero a la primera quincena de septiembre de 2018.

Ciudad de México

Transporte 

Existen numerosas maneras movilizarse por la ciudad. Seguidamente se presentan los diferentes medios de transporte que le facilitan desplazarse por los distintos puntos de esta extensa ciudad; unos más funcionales y asequibles que otros. Le sugerimos que preste atención al siguiente tour, el cual le guiará para su traslado a los principales centros de atracciones de la ciudad, lo que le contribuirá en ahorrar dinero y tiempo para tramitar las combinaciones. Algunos de ellos como el autobús turístico, son muy funcionales y confortables.

Metro

Comprende una extensa red que empalma con amplias zonas de la ciudad y el Estado. Posee 14 líneas que cubren la ciudad en las diferentes direcciones. Ciertas estaciones presentan enlace con otros medios de transporte citadinos. El metro empalma con muchas líneas de autobuses, con el Tren Ligero, el Metrobús, Mexibús y el Ferrocarril Suburbano.

Tarifas y billetes

Puede adquirir boletos de papel en las diferentes estaciones o cargar crédito mediante tarjeta recargable. El costo inicial es de 5 MXN y con tarjeta 10 MXN. Los niños hasta 5 años y adultos con edades superiores a 60 años están exonerados de pago. El boleto tiene validez para hacer un viaje usando toda la red: los transbordos están contemplados.

Observatorio

Se trata de una de las estaciones que conforman el Metro de Ciudad de México; es la terminal oeste de la Línea #1 y la única de esa línea que no es subterránea. Está localizada en una zanja justo en la entrada del túnel que lleva al resto de la línea. Será igualmente la que se corresponderá con la Línea doce de la red. Se sitúa al occidente de la ciudad en el municipio o delegación Álvaro Obregón. (Ver también: La Paz Baja California sur)

Ciudad de México

Su denominación es porque la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) instaló un observatorio astronómico en la cúspide de una colina cercana a la estación del Metro, en un palacete colonial que previamente era del Arzobispado de México. Su logotipo simboliza una cúpula estilizada de un observatorio astronómico.

Afluencia

En el año 2014, la estación Observatorio se transformó en la novena estación más usada de la red al tener una afluencia media de 305.591 viajeros por día de trabajo.

Conectividad

Salidas

  • Al Norte: Calle Minas de Arena, Colonia Acueducto.
  • Al Sur: Av. Río Tacubaya, Colonia Real del Monte.

Conexiones

Hay enlaces con las estaciones y paradas de distintos sistemas de transporte:

  • La estación dispone de un Cetram.
  • A un costado de la estación se localiza la Terminal Central de Autobuses del Poniente de la cual salen viajes habituales a las diferentes ciudades del interior del país como Jalisco, Michoacán, Querétaro, Estado de México, etc. (Ver también: Sahuayo – Michoacán)
  • Con el tiempo tendrá conexión con el Tren Interurbano de Pasajeros Toluca-Valle de México

Metrobús

Es un sistema de autobuses de tránsito rápido compuesto de siete líneas identificadas con número y color. Posee una extensión de 125 km y 239 estaciones.

Billetes

Para usar el sistema Metrobús es requerido adquirir una Tarjeta de Ciudad o MB, la cual tiene un valor de 16 MXN que comprende el primer viaje. Después puede recargarse con el saldo que se desea (máximo 120 MXN).

La tarjeta es particular y no se puede transferir, por lo que cada viajero debe adquirir la suya.

Microbús

Son minibuses (peseros) con rutas estables que surgen de la necesidad de completar las redes de transporte público por el aumento en el número de pasajeros. El estado controla este tipo de transporte y concede una placa a los minibuses legalizados que debe instalarse en el parabrisas.

Tarifas

El precio de un viaje es entre 5,50 y 6,50 MXN de acuerdo a la ruta. Las rutas de los peseros habitualmente empiezan en paradas de metro y atraviesan la ciudad con dirección a los barrios periféricos o inclusive a los suburbios. Las importantes avenidas de la ciudad poseen como mínimo un servicio de microbús que las cruza.

Los transportes a electricidad completan el desplazamiento con la operatividad del Trolebús y el Tren Ligero en Ciudad de México. Estos servicios son manipulados por el Sistema de Transporte Eléctrico de la Ciudad de México.

Ciudad de México

Tren Ligero

Se trata de un tranvía que funciona al sur de la ciudad, abarcando 16 estaciones y 2 terminales a lo extenso de tres delegaciones: Tlalpan, Coyoacán, y Xochimilco.

Enlaza con el metro en la estación Taxqueña de la línea 2. El boleto tiene un costo de 3 MXN, sin embargo, no se pueden obtener boletos particulares, sino que se debe comprar una tarjeta recargable que presenta un precio de 20 MXN y posee un billete incluido. Puede recargarse por un monto entre 50 centavos y 200 MXN.

Brinda servicio de 05:00 a las 00:00.

Trolebús

La Red de Trolebuses comprende 8 líneas bien repartidas en la superficie urbana y presenta empalmes estratégicos con el servicio del metro. La escuadra es de aproximadamente 300 vehículos y la periodicidad de paso es de casi cuatro minutos. El costo por viaje es entre 2 y 4 MXN. Cada línea presenta su propio horario de servicio.

Turibús

Es un servicio ideado para posibilitar el acceso de los turistas a los importantes lugares de interés de la ciudad. Con el costo del billete puede subir y bajar del autobús en cualquiera parada, las veces que desee durante todo día (09:00 a 21:00).

El Turibús brinda 5 rutas:

  • Circuito centro histórico
  • Circuito sur
  • Circuito Polanco Chapultepec
  • Circuito Basílica
  • Circuito San Fe Parque la Mexicana

Poseen paradas en los lugares clave que facilitan familiarizarse las rutas. Los buses cuentan con audioguías en distintos idiomas y además una audioguía para pequeños.

Taxis en Ciudad de México

Esta ciudad se encuentra excelentemente comunicada mediante transporte público, no obstante, existen ciertos casos donde abordar un taxi puede resultar muy oportuno, si bien su costo es más alto.

Existen diferentes clases de vehículos acreditados para taxi en Ciudad de México. Es factible reconocerlos por su colorido rosado con blanco y rojizo con dorado.

Es significativo comprobar si están habilitados por cuanto son numerosas las unidades no autorizadas, y el peligro de padecer un asalto es más mayor en ellas. Lo recomendable es llamar a servicios de radiotaxis o usar los que operan en el aeropuerto, en terminales y hoteles.

Problemas con el tráfico

Las estadísticas señalan que cada año los choferes pasan 34 días con sus noches atrapados en el carro. Esta es la pena que deben pagar miles de automovilistas que manejan desde Nezahualcoyótl, al este de la zona metropolitana, para dirigirse a sus trabajos en el centro de la ciudad. El martirio es parecido para los residentes en las zonas centrales de la capital, los cuales alcanzan a triplicar los tiempos regulares de traslado en las horas pico. De esta manera son los atascos en la metrópolis más congestionada a nivel mundial, de acuerdo al índice Tom Tom del año anterior.

Ciudad de México

La merma en la calidad de vida, el desplome de la productividad y los elevados niveles de polución, complementan el panorama de las dificultades de movilidad en la megápolis mexicana, que requiere de opciones mayores en el transporte público, que ya se acerca los 6 millones de automóviles, de acuerdo a estadísticas del Gobierno.

El incremento del parque automotor, el cual se ha duplicado en la última década, se adiciona al aumento desmedido de la mancha urbana. Los epicentros laborales se congregan en el corredor vial Reforma-Insurgentes, dos de las vías de mayor importancia de la capital, las cuales empalman los extremos este-oeste y norte-sur, respectivamente. Las probabilidades de vivienda de numerosos trabajadores, no obstante, se edifican en lugares cada vez más lejanos.

Los residentes de las zonas periféricas apelan al auto si pueden sufragarlo, o deben cancelar precios elevados en varios transportes, en comparación con sus ingresos. Un residente de una vivienda de interés social invierte hasta 40% de lo que percibe para acudir a su trabajo. Las unidades automotoras se transforman en un asunto de salud mental y en un atenuante para optimizar la calidad de vida.

Urbanismo

La ciudad más extensa de México, compuesta por 16 delegaciones del Distrito Federal y 60 municipios pertenecientes al Estado de México –superficie territorial 15.707 km2–, se encuentra poblada hoy día por 20 millones 693 mil 689 habitantes; según el Consejo Nacional de Población (Conapo, 2010). Expresado de esa manera, cualquier persona podría creer que los habitantes se reparten en el territorio de forma homogénea. No obstante, para los que conocen Ciudad de México, la realidad es bastante distinta.

Ciudad de México

La ciudad se ha propagado de manera caótica y una buena proporción de sus residentes ha debido trasladar sus residencias a la periferia, donde no hay suficientes centros laborales ni de estudios, por lo que deben viajar cerca de cinco horas todos los días para desempeñar sus labores. En esa periferia se observan cerros que circundan el Valle de México, cubiertos de hormigón sin pintar, sin planificación urbana, estableciendo un paisaje casi mísero en los entornos de la ciudad.

Para comprender el incremento de la mancha urbana de la Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM) se debe insistir en que la población ha crecido para fuera y no al “centro” de la ciudad. A partir de la década de los años 90, el Distrito Federal aloja casi la misma cantidad de habitantes que hoy día (cerca de 9 millones de habitantes), en tanto que la población que reside en el Estado de México ha aumentado en 6 millones 949 mil 379 habitantes, o sea, un 50 por ciento. Además, entre 1990 y el año 2015 se han anexado 33 municipios más, provenientes del Estado de México, a la ZMVM.

Edificios

Toda persona que vuelva a la CDMX luego de un alejamiento de 10 años de seguro la hallará irreconocible. Los edificios simbólicos continúan allí, pero se les han adicionado otros que ingresarán a la posteridad como edificaciones donde se transcribió la historia de México.

Edificios icónicos de la ciudad existen por doquier, desde la majestuosa Catedral Metropolitana hasta inmuebles inacabados como el Monumento a la Revolución.

Unos ya no existen como el Antiguo Toreo de Cuatro Caminos, en tanto que otros renacen de la desidia como el recién restaurado Frontón de México, y otros más aparecerán para continuar decorando la hermosa capital mexicana.

Ciudad de México

Seguidamente, se da un pequeño recorrido por tiempos pasados, y hasta nuestros días de la arquitectura contemporánea de Ciudad de México.

Viejos conocidos de la CDMX

Torre Latinoamericana, CDMX

La extraordinaria Torre Latinoamericana fue el rascacielos #1 que selló a la capital hace más de medio siglo. Es apreciado como una obra maestra de la arquitectura por cuanto es de los pocos inmuebles de su período que se edificaron en un área altamente sísmica.

Tiene un peso de 25.000 toneladas, con 44 pisos y mide aproximadamente 182 m de altura. En sus adentros se hallan oficinas, museos, restaurantes, y unos de los excelentes miradores de la CDMX. Los chilangos (habitantes de ciudad de México) la conocen como “La Latino”. En la actualidad la interviene el gobierno para proyectar coreografía, de luces lo que la conservará como lo que eternamente ha sido: Un majestuoso emblema de la metrópoli.

Edificio de Banobras, CDMX

También conocido como Torre Insignia, se ubica en la Av. de los Insurgentes por los alrededores del área de Tlatelolco. Es la única edificación que sobrepasa los 120 m en el norte de la ciudad.

Su figura de prisma triangular le proporciona un único estilo que resalta en el horizonte de la capital. La singularidad es que dispone de un carrillón (órgano) en el pico, el cual fue cedido por una compañía de Bélgica.

Ciudad de México

Torre Pemex, CDMX

Por varias décadas fue asumida como el inmueble más alto de la ciudad. Se trata la una sucesión de 7 edificios que conforman la corporación petrolera. En su planicie está una voluminosa escultura de Lázaro Cárdenas. La torre principal dispone de 214 m y 53 pisos, de donde se ven distintas zonas de la capital, como el aeropuerto, el cerro del Chiquihuite y el Centro Histórico. (Ver también: Ciudad Victoria)

Nuevos Inquilinos de la CDMX

En la Av. Paseo de la Reforma se ubican muchos inmuebles que hasta hoy rivalizan por ser el más elevado, no solamente de la ciudad sino de todo el país. Se encuentra la Torre Mayor (225.4m), la Torre BBVA Bancomer (234.9m) y la hasta para el momento, la más alta de toda la ciudad, la Torre Reforma con una altitud de 244 m.

Estos 3 edificios disponen de dispositivos hidráulicos por si se presentan movimientos telúricos; son sostenibles, poseen jardines, azoteas verdes y un panorama impactante desde cualquiera de sus niveles.

Los alejados de la ciudad

Corporativo Arcos Bosques, CDMX

Una zona alejada de la ciudad es Santa Fe, donde numerosas compañías han hecho inversiones para construir novedosos complejos arquitectónicos. Uno de esos proyectos fue Corporativo Arcos Bosques, el más impresionante de Teodoro González de León, arquitecto mexicano con distintas obras icónicas en la nación.

Se trata del primer edificio inteligente de latinoamericano, y desde el año de 1990 es símbolo de lo moderno en el país. Actualmente es un centro comercial; dispone de oficinas y es punto de referencia de la zona. Sus 2 torres poseen la originalidad simétrica de los ventanales, y el espaciado de su arco le ha conferido el mote de “El Pantalón”.

Los extraños

Torre Virreyes, CDMX

Al referirse a edificios extraños con seudónimos, existen 3 edificaciones modernas que resaltan dentro de todos los existentes en la ciudad. “El Dorito” (Torre Virreyes) es un inmueble que parece desplomarse por su figura de triángulo inverso.

Conjunto Calakmul

Probablemente, muy pocos mexicanos saben cuál es, pero si les pregunta por la Lavadora de Santa Fe todos saben señalarla. Su figura cubica refiere un centro de lavado. A partir de 1997 se le asume como un edificio del futuro.

Museo Soumaya, CDMX

Para finalizar tenemos “El Inodoro” es un raro edificio que aloja la colección de arte del Museo Soumaya; su figura de retrete con paneles que irradian la luz solar hace que se asemeje a un panal de abejas.

Ciudad de México se hunde

Desde hace varios años se tiene conocimiento que Ciudad de México se hunde. No obstante, un mapa digital que ubica las áreas más afectadas, posibilitó ver la peligrosidad de la situación.

Localizado en la tira volcánica transmexicana, presenta una media de 30 cm de hundimiento anual, lo que no se ha conseguido parar. El descubrimiento de ese fenómeno se llevó a cabo en el año de 1925. A partir de allí la situación se ha ido documentado por diversos equipos de investigación, si bien es una realidad que se trae desde las edificaciones prehispánicas. Para el año de 1325 los aztecas resolvieron establecerse en las áreas fértiles arriba del lago de Texcoco y allí edificar la capital del imperio, Tenochtitlán. Luego los hispanos construyeron sobre la misma zona. (Ver también: Pachuca de Soto)

Ciudad de México

Aunque las lagunas sobre las que se erigió la capital hoy no figuran, las arcillas lacustres aún agrupan porción significativa del agua. Los niveles de hundimiento han ido incrementando acorde al desarrollo de la infraestructura metropolitana. Como se había señalado, esta ciudad posee 20 millones de residentes, y el bombeo de agua para proveer la capital empeoró la situación.

En ciertas áreas, este hundimiento alcanza los 40 cm anuales, en tanto que en otras es más reducida, pero igualmente logra los 10 ó 15 cm. Esto generó la formación de rajas en el suelo, y algunas muertes de personas por la la fracturación. Ante este escenario el Estado mostró mayor preocupación, por lo que ha dispuesto el estudio y atención del fenómeno.

Eventos 

En el siguiente listado se presentan los festivales (fiestas y ferias) más anhelados por los chilangos. Como se puede imaginar, la propuesta será diversa pues todos los años organizan programas que comprenden muchas expresiones artísticas como arquitectura, cine, danza, teatro, música, literatura, etc.

Eventos culturales CDMX en febrero

Zona Maco

Se comienza con las ferias de arte, y la primera de ellas es Zona Maco, respetada como la de mayor importancia en Latinoamérica, por cuanto en las distintas ediciones que desarrolla en el año presenta eventos actuales de artistas globales, pero además piezas históricas de arte contemporáneo (instalación, fotografía, video, pintura, gráfica, escultura, y nuevos medios), mobiliarios y objetos de diseño.

Allí podrás introducirte en el mundo del arte y del coleccionismo, mediante una programación de conferencias y una sección con impresos y editoriales de la especialidad. Asimismo, hallará actividades simultáneas con exposiciones museos y galerías más notables de México.

Ciudad de México

Lugar: Centro Citibanamex.
Próxima edición: Del 6 al 10 de febrero.

Material Art Fair

Esta feria se estructura en el Frontón México, y es instalada en el armazón de un inmueble de tres niveles. Se concibió Material Art Fair como un sitio donde fuese posible exponer una cantidad escogida de obras que corresponden a nuevos artistas. Aparte de congregar a significativos galeristas nacionales e internacionales, la feria brinda un programa novedoso con conferencias, performances, videos y talleres. Todo lo que deseaba conocer sobre el arte contemporáneo, pero te daba cierto temor miedo indagar acá lo puede resolver.

Lugar: Frontón México
Próxima edición: Del 7 al 10 de febrero.

Fil Minería

La Feria Internacional del Libro de Minería que se instala a lo interno del palacio que edificó el escultor y arquitecto valenciano Manuel Tolsá (célebre además por su estatua “El Caballito”), congrega editoriales y personas ligadas al mundo de las letras para que manifiesten sus más actuales proyectos, y tomen parte del nutrido programa de actividades que organiza la Facultad de Ingeniería de la UNAM. Entre ellas podemos mencionar: conferencias, jornadas juveniles, talleres, charlas, y varios programas de lectura.

Lugar: Palacio de Minería.
Próxima edición: Del 21 de febrero al 4 de marzo.

Eventos culturales CDMX en marzo

Tiempo de Mujeres

Festival pluridisciplinario que impulsa la participación de las mujeres en el campo de artístico, las ciencias y el liderazgo en la sociedad. Muestra actividades ligadas a la pedagogía y de divulgación para promocionar los derechos de las damas. Además, presenta eventos, un concierto de masas, exhibiciones, coloquios, talleres, conversatorios, teatro y cine.

Lugar: Plaza de la Constitución.
Próxima edición: Del 8 al 17 de marzo.

Mextrópoli

El Festival Internacional de Arquitectura y Ciudad brinda la posibilidad de redescubrir la ciudad y, adicionalmente, procurar comprenderla para hallar mejores maneras de vivirla. Es un foro inimitable en Latinoamérica, el cual aglutina estudiantes, turistas, creativos, servidores públicos, ciudadanos, profesionistas, artistas, líderes de la opinión y peritos, para propiciar saberes, intercambio y una nueva concepción de ciudad mediante la arquitectura. Los programas que se preparan se desarrollan en diferentes sedes que comprenden universidades, escuelas, museos, teatros, y espacios públicos.

Lugar: Plaza de la Constitución.
Próxima edición: Del 9 al 12 de marzo.

Maratón

El Maratón Internacional de la Ciudad de México (MICM) alcanza su 37ª edición, la cual está planificada para el 25 de agosto de este año 2019. Es una de las competencias míticas del calendario atlético de México, que no se debe dejar de ver. El maratón tiene trazada su ruta por áreas más representativas de Ciudad de México como lo es el Ángel de la Independencia, el Monumento a Cristóbal Colón o el de Cuauhtémoc.

Es una de las actividades deportivas más notables de Distrito Federal, donde participan más de 35.000 maratonistas. Igualmente, toman parte los principales protagonistas del atletismo internacional.
Se inauguró en el año de 1983, y hoy se consolida como uno de los maratones de la agenda deportiva de 2019, más importantes América, conjuntamente con los maratones de Chicago y New York.

Vale destacar que la Media Maratón de la Ciudad de México se llevará a cabo un mes antes de esa competición, el 28 de julio de este año 2019.

Aeropuerto

El aeropuerto más importante del país opera en la Ciudad de México, y se fundó el 15 de mayo del año 1931. Su nombre oficial es Aeropuerto Internacional Benito Juárez, y el más concurrido de Latinoamérica. Le brinda servicio no solamente al D.F., sino a gran parte del país. Aparte de agrupar los vuelos de cabotaje de México, funciona con muchos rumbos internacionales dentro de América, Europa y Extremo Oriente.

Cantidad de terminales: Terminales 1 y 2, abiertas las 24 horas. Existen autobuses públicos que comunican los dos edificios, ubicados a 3 km (1.8 millas) de separación. Como servicio novedoso tiene el Aerotrén, el cual es gratuito que solamente pueden usar los pasajeros en conexión, que dispongan de clave de reservación electrónica, billete y/o ticket para abordar; funciona cada 10 min de 5:00 am a 1:00 am entre las puertas 6 de la Terminal 1 y la 4 de la Terminal 2.

Tráfico anual de pasajeros: 44.7 millones de viajeros lo circularon en el año 2017.
Tel: +52 55 2482 2400 / 2424.

(Visited 1.048 times, 1 visits today)

Deja un comentario